sábado, 6 de marzo de 2010

Descanse en paz. Johnny Alf


Estaba por publicar una entrada sobre algunas leyendas vivientes del piano en el Jazz, cuando me enteré de la muerte, del pianista Johnny Alf uno de los creadores de la Bossa Nova, a los ochenta 80 años, después de luchar los últimos diez contra contra el cáncer de próstata.

En su libro Bossa Nova. La historia y las historias, Ruy Castro, revela en un pasaje del mismo, que:

“En cuanto a Johnny Alf, con veinte años entonces [1949], era él quien necesitaba un piano. En comparación con otros socios [del Sinatra-Farney Fan Club], al joven Alf —en realidad, Alfredo José da Silva— se le podía considerar pobre. Su padre era un cabo del Ejército al que movilizaron para luchar en la Revolución de 1932 y murió en combate en el valle del Paraíba, cuando él tenía tres años. Su madre, empleada doméstica, fue atrabajar a Tijuca en una casa de buena familia, y se llevó a Alfredo con ella. La señora de la casa, a la que le gustaba la música, se encariñó con el chico y lo matriculó en el IBEU, que fue donde le pusieron el mote, y le hizo estudiar piano clásico con la profesora Geni Bálsamo. Pero Alf, como tenía que compartir el instrumento con los demás miembros de la familia, se pasaba más horas escuchando los discos del King Cole Trio o del pianista inglés George Shearing que practicando. Cuando supo que en el Sinatra-Farney había un piano libre la mayor parte del tiempo, venció su impresionante timidez y se apuntó. Fue fácil aceptarlo: bastó con que Alf abriese el piano y recorriese el teclado con sus dedos durante quince segundos”.

Sus contribuciones aparecen en 46 discos, aunque sólo grabó nueve bajo su nombre, el último solo, en 1998, apenas publicado en 2007.

Mi afición por esta música me llevó a apreciarlo sobremanera y disfrutar de sus melodías.

Descanse en paz.


6 comentarios:

Troglo Jones dijo...

¿Qué tendrá esa música brasileña? Descanse en paz.

Abrazos.

Armando dijo...

Lo suficiente para haberme mantenido toda la tarde de este domingo dándole una repasada desde 1930 a 1970.

Abrazos.

ESTHER dijo...

Caray Armando, tantos discos tienes de él! Para pasarte una tarde entera. Sí, algunos músicos vale la pena dedicarles una tarde y más de domingo. me hace gracia que de su nombre original Alfredo José da Silva le pusieran el mote Johnny Alf. Es pegadizo y muy americano.

Toda la tarde no pero he pasado ahora un buen rato agradable escuchando al amigo Alf!

besos y abrazos.

Armando dijo...

Bueno, Esther, en realidad fue una tarde de limpieza (con todo el proceso recordatorio que implica) a los irrisorios 50 álbumes de musica brasileña que tengo (2 de Alf), provocado por su fallecimiento; y con fondo musical de una selección (mp3) de 99 melodías a la que pretenciosamente llamo historia de la "cossa". Me alegra que tambien pasaras un buen rato.

Besos

Hector Aguilera S. dijo...

Armando que hermoso tema has subido de este tremendo cantante, lo escuchado y repetido un par de veces. Comparto totalmente tu gusto por esta música, muy sentimental y romántica. Me ha encantado Alfredo José DaSilva

Armando dijo...

Me pareció representativa de la ola que provocó Alfredo y otros a inicios de los 50's y que culminó con la Bossa años más tarde, Hector. Está tomada del álbum "Olhos negros" (RCA 1990) y lo acompaña Gilberto Gil.